EVA - Espacio Virtual de Asesoria
A+ A-

Red de los Servidores Públicos

Artículos Artículos

Objetivos para la mejora de la calidad de vida de las poblaciones.

Objetivos para la mejora de la calidad de vida de las poblaciones.

Compartir Twittear



El día de hoy quiero dedicar unas líneas a realizar una crítica (esperando que sea constructiva) a la manera de planear las metas, de visualizar los proyectos y de rendir las cuentas en las entidades públicas, y aunque soy concejal saliente del municipio de Concordia, deseo que este escrito no sea leído con la predisposición de que la escribió un concejal, ni como una crítica a la actual administración de este municipio, dado que este texto no se centra solo en lo que pasa en esta localidad sino en un “mal” arraigado en gran parte de las entidades del Estado; deseo que se sea leído y entendido como el texto que escribe un estudiante de 6 semestre de Administración Pública y una personas que ha tenido la gran oportunidad de asesorar a varias entidades públicas en el departamento de Antioquia, conociendo diferentes experiencias que lo han ayudado a enriquecer su pasión por lo público.

Es ya costumbre ver como alcaldías, gobernaciones, hospitales, y un largo listado de entidades, basan sus metas en el número de metros pavimentados, cantidad de personas atendidas, cantidad de millones invertidos o número de visitas realizadas, solo por contar algunos de los indicadores que se utilizan para calcular las metas u objetivos o para dar las cifras del resultado de sus gestiones.

Pero, ¿Qué hay de malo en este tipo de indicadores? El problema radica en que dichas metas no nos hablan de lo realmente importante, el impacto en la gente.

Para dar a entender un poco de lo que hablo, voy a utilizar dos ejemplos que permitan hallar la diferencia entre resultados que hablan de los esfuerzos de las entidades y los resultados que hablan del beneficio de la población.

Para el primer ejemplo imaginemos que en un municipio X, el Índice de Riesgo de Calidad del Agua es de un 6% (no apta para el consumo humano), tanto la administración como la empresa de servicios públicos de dicho municipio se propone invertir 1.000 millones de pesos en la planta de potabilización, al terminar el año o su periodo de gobierno, en la rendición de cuentas hablan que superaron la meta al invertir 1.200 millones de pesos. Muy posiblemente para una persona desprevenida esto fue un gran logro; sin embargo, dicho logro nunca nos habla si se mejoró o no el Índice de Riesgo de Calidad del Agua y por ende si la población realmente tuvo una mejoría en su calidad del líquido.

Para el segundo ejemplo imaginemos un municipio Y, donde el índice de desnutrición en la población infantil es del 22%, en las metas de la entidad se encuentra realizar 50 charlas sobre hábitos saludables a la población mas vulnerable, una vez terminado el año o el periodo de gobierno, el municipio en su rendición de cuentas da como resultado un total de 70 charlas sobre hábitos saludables y una inversión de 400 millones de pesos en programas para combatir la desnutrición; sin embargo, como en el primer ejemplo, nunca se tuvo en cuenta si se redujo o no la problemática que se pretendía atacar.

¿Es malo entonces poner metas de metros pavimentados, charlas dictadas o insumos entregados? No, lo malo es creer que ese debe de ser el objetivo en el que se concentra la entidad. El número de metros intervenidos, el número de millones invertidos o el número de charlas dictadas (solo por dar algunos ejemplos) debe de ser solo el camino para lograr el objetivo principal, es decir, para los dos ejemplos antes mencionados, el objetivo debe de ser reducir el Índice de Riesgo de Calidad del Agua y el porcentaje de desnutrición infantil dentro del territorio, de lo contrario, los informes solo nos hablaran de entidades que gastan pero no de entidades que mejoran la calidad de vida de sus habitantes, fin principal del Estado.

Es entonces un deber de las entidades públicas y una invitación que hago a los próximos alcaldes, gerentes y demás integrantes de la alta dirección, a que los próximos planes de desarrollo y demás objetivos planteados sean encaminados a mejorar la calidad de vida, porque al final, si en el municipio Y donde se dieron 70 charlas e invirtieron 400 millones de pesos (superando sus metas) no se redujo el indicie de desnutrición infantil, lo único que logro dicho gobernante fue gastar dinero y alimentar el clientelismo, vicio del cual estamos cansados los colombianos.

Feliz Natividad y felices fiestas.

Comentarios

Comentarios

24 de Diciembre 2019, Lina Marcela González González

Estimado Diego, muchas gracias por tus reflexiones. Nos emociona mucho leer estas líneas, pues refleja el compromiso que tiene ustedes como concejales con sus respectivos municipios, no sólo en u período, sino de manera constante. Personalmente, soy administradora pública y entiendo las preocupaciones que te asechan al momento de pensar la administración pública territorial, los procesos de planeación y las dinámicas del desarrollo de las actuaciones administrativas. Comparto plenamente tus críticas hacia la forma en la que se ha venido concibiendo el proceso de planeación territorial, municipal, distrital, departamental, ahora regional (Subdiregiones de muncipios PDET), pues, no podemos centrarnos en metas de inversión, ejecución presupuestal, únicamente, sino que debemos apuntar a garantizar una mejora en la calidad de vida de la ciudadanía, esto paso, por ejemplo, por tener en cuenta las dimensiones ambientales, proyectar escenarios de desarrollo económico alternativo, entre otras. Desafortunadamente, como es de tu conocimiento la agenda de evaluación de impacto la centraliza el DNP y requiere disponibilidad presupuestal para desarrollarse, pero estoy convencida que las entidades del orden nacional y territorial están en deuda de generar iniciativas propias para conocer realmente cómo la gestión se relaciona con el mejoramiento en las condiciones de vida de las personas que habitan en su jurisdicción.


Inicie sesión o Regístrese Si quiere comentar esta publicación

Artículos relacionados


Diego Alejandro Sanchez Colorado

concejal

Entidad: CONCEJO DE CONCORDIA

Equipo: Control Interno

Archivos y recursos relacionados

No hay registros asociados

Ingresar a la Red

Olvidé mi contraseña

Últimos integrantes 0 integrantes

Ver todos los integrantes