EVA - Espacio Virtual de Asesoria
A+ A-

Red de los Servidores Públicos

Artículos Artículos

CARGAS LABORALES EN PANDEMIA.

CARGAS LABORALES EN PANDEMIA.

Compartir Twittear

CARGAS LABORALES EN PANDEMIA.

Para poder cumplir el propósito de este escrito, y de la obvia relación que debe haber entre él y el título que lo identifica, tristemente debo iniciar señalando una de las grandes injusticias de las cuales somos objeto los servidores públicos, y es precisamente el hecho de ser muchas veces objeto de generalizaciones negativas e incluso comparaciones tediosas, en algunas ocasiones en relación con nuestro desempeño, nuestro grado de honestidad, nuestro rendimiento laboral, rendimiento que es asimilado incluso al grado de otros seres vivos de la naturaleza cuyo orden de mamíferos proboscídeos nos es atribuido injustamente ya sea por el andar y funcionamiento del Estado mismo, más que de quienes hacemos parte del aparato estatal. A su vez se cuestiona y generaliza en el grado de eficiencia de nuestras acciones, las consecuencias de nuestras omisiones, punto este de vital relevancia en donde es necesario mencionar que en una entidad la omisión de un solo funcionario adquiere en no pocas ocasiones tal relevancia que la entidad misma se ve cuestionada y marcada al punto en que los ciudadanos no arrojan a todos los servidores públicos de esa entidad en el mismo lugar deshonroso, sin dejarnos de recordar en todo momento los errores de aquellos que no tienen el mismo sentido de pertenencia, cariño y compromiso por la entidad que (Sea cual sea) aprendemos a querer y valorar nosotros, los otros tantos cientos o miles que laboramos en esa vilipendiada y odiada entidad.

Precisamente es de ese sentimiento de cariño que nace por las entidades a las cuales les regalamos nuestro tiempo, y miren que el tiempo es un tesoro irremplazable en la vida de absolutamente todos, que surge nuestro compromiso por mantener en marcha aquellos procesos, trámites y actuaciones e incluso el cumplimiento mismo de nuestras funciones, que antes de estas circunstancias diferentes que hemos vivido a lo largo de este 2.020, NO difíciles, realizábamos de manera estrictamente personal y presencial y que hoy hemos tenido que asumir y adaptar a los distintos medios virtuales y electrónicos disponibles en aras de preservar inicialmente las medidas de aislamiento y aún ahora el autocuidado responsable.

Pero esas funciones y procesos ahora se asumen en otro escenario, ya que forzosamente hemos tenido que convertir nuestros hogares en lugares mixtos entre cargas domésticas y cargas laborales de manera concomitante con los roles propios del hogar y las mencionadas funciones como servidores públicos, haciendo que durante los meses de aislamiento e inclusive hoy, las cargas laborales sean más pesadas.

No es un secreto entre nosotros los servidores públicos que los horarios cambiaron por completo, a todos nos sorprendió el trabajo un domingo a las dos de la mañana o un jueves a las una de la tarde, horarios trastocados e incluso insólitos; inicialmente fueron tiempos de adaptación y cambios que exigieron de todos el máximo grado de tolerancia y compromiso, sin embargo, y vuelvo a la afirmación inicial, para los ciudadanos, usuarios, clientes, peticionarios, quejosos, solicitantes, en fin, como sea que los identifiquemos, nuestra ausencia en las oficinas y demás sitios de trabajo nuevamente se interpreta, esta vez con mayor intensidad y fuerza, como extensas vacaciones, descanso descarado e injusto y la desatención de nuestras funciones vistas por todos como nuestras obligaciones. Craso error, ya que aquí estamos, sigue siendo el recurso humano el más valioso de todos en este tiempo virtual, portátiles, computadores, copiadoras y todo lo demás no se encienden a voluntad, las entidades han seguido funcionando, atendiendo, contestando de fondo, de manera clara, eficaz y surtiéndose las notificaciones correspondientes, todo ello a través de nosotros los Servidores Públicos que con diligencia, desde nuestros hogares y sin descanso hemos seguido cumpliendo el rol que nos corresponde ante la sociedad, que es precisamente servir.



Comentarios

Comentarios

24 de Septiembre 2020, BETCY MATIZ

Excelente reflexión

Comentarios

23 de Septiembre 2020, BETTY DEL SOCORRO CABALLERO CABALLERO

ha sido un cambio que nunca se nos pasó por la mente sucedría


Inicie sesión o Regístrese Si quiere comentar esta publicación

Artículos relacionados


María Claudia Gómez Villarreal

Profesional Universitaria del Área Jurídica - Secretaría de Educación Municipal

Entidad: ALCALDÍA DE URIBIA

Equipo: Talento Humano

Archivos y recursos relacionados

No hay registros asociados

Ingresar a la Red

Olvidé mi contraseña

Últimos integrantes 0 integrantes

Ver todos los integrantes